La necesidad de un pozo de agua para regar predios | Sondagua

La necesidad de un pozo de agua para regar predios


pozo de agua para regar predios

Cada año son más los proyectos que postulan a la Ley de Riego y a diferentes fondos de organismos como Indap y Conadi, todo para hacer crecer el riego tanto a nivel de la agricultura empresarial como de la pequeña agricultura campesina.

En este contexto, el riego de predios con aguas subterráneas se ha transformado en una herramienta estratégica en la agricultura chilena, sobre todo pensando en la creciente sequía que afecta a la mayor parte del país. 

 

Ventajas de regar con aguas subterráneas

 

El riego de predios con agua superficial presenta limitaciones derivadas de los derechos de aprovechamiento. Por ejemplo, existen cauces de aguas superficiales que tienen todos los derechos ya asignados, volviendo prácticamente imposible acceder a estas aguas para regar predios.

Las aguas subterráneas, por su parte, presentan derechos que aún no están tan restringidos en comparación con las aguas superficiales. Eso sí, cabe indicar que una solicitud de aguas subterráneas demora, en promedio, alrededor de un año en ser tramitada.

Otro aspecto que vuelve clave a los pozos de agua para el riego agrícola es la seguridad de abastecimiento, punto que cobra vital importancia considerando las condiciones de sequía que atraviesa el país. 

La mejor calidad del agua es otro punto a favor para optar por un pozo para regar los predios. Por ejemplo, en el caso de los frutales de exportación, es una condición certificar la calidad del agua. Y las aguas de origen superficial se ven sometidas a variaciones en su contenido químico y biológico, lo que vuelve difícil cualquier tipo de certificación exigida. Las aguas subterráneas, a diferencia de las superficiales, son constantes en su composición y calidad, lo cual es muy útil a la hora de acceder a certificaciones tanto nacionales como internacionales. 

Eso sí, cabe destacar las aguas de pozo para el regadío mantendrán siempre sus características inocuas y su calidad si éstas no son conducidas por sistemas superficiales y abiertos. Por ejemplo, muchos agricultores riegan con aguas de pozo, pero cuando el sistema es a través de surco, la calidad se va perdiendo en el trayecto debido al contacto del vital elemento con el suelo, situación que no ocurre cuando el sistema de riego es por goteo.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *