¿Cómo es un detector de aguas subterráneas? | Sondagua

¿Cómo es un detector de aguas subterráneas?


detector de aguas subterraneas

Andar cavando con pala y picota a lo largo y ancho de un terreno puede ser, además de extremadamente cansador, un método no muy adecuado para detectar agua. Por suerte, hoy en día la tecnología nos asiste en la búsqueda de aguas subterráneas con diferentes aparatos diseñados específicamente para dicho fin.

Acompáñanos a conocer cómo son los detectores de agua actuales, esos que permiten iniciar la construcción de pozos de agua con el pie derecho.

 

La tecnología geoeléctrica

 

A través de la medición de la resistencia de los terrenos, los aparatos de tecnología geoeléctrica son capaces de detectar aguas, acuíferos y cavidades presentes en las profundidades.

Gracias a estos aparatos no es necesario hacer un sondaje o una excavación para ver si en cierto punto específico de un terreno hay agua subterránea disponible para ser aprovechada. Como no hay excavaciones, los costos para localizar el agua son bastante menores gracias a estos detectores.

Un modelo que utiliza la tecnología geoeléctrica es el GeoSeeker. Con este aparato se pueden hacer detecciones en profundidades de hasta 250 metros, arrojando todos los datos de exploración en una amigable pantalla con gráficos en tres dimensiones. 

La manera de funcionar de este aparato, para un análisis activo, es a través de la inyección de energía eléctrica directamente en el terreno, lo cual sirve para medir la resistencia del suelo y a través de ella generar gráficos que representan lo que hay en el subsuelo. Otra modalidad de funcionamiento es la exploración pasiva, en la que la máquina no hace más que medir el voltaje natural del terreno o suelo.

Para realizar las mediciones, solo hay que enterrar unas especie de varillas metálicas que no miden más de 50 centímetros en el terreno en el cual se está buscando agua subterránea. Lo que hacen estas varillas es comunicarse entre sí a través de impulsos eléctricos, acción que permite extraer la información de cómo es el subsuelo y si hay o no acuíferos para ser explotados. Toda la información se transmite directamente a un computador portátil o una tablet desde donde se dispone para ser interpretada por los profesionales.Si bien los detectores de aguas subterráneas cuentan con diseños amigables y han sido desarrollados para ser manejables y fáciles de utilizar, siempre es aconsejable que sean manipulados por especialistas que sepan sacarles provecho e interpretar los valiosos y útiles datos que aportan.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *